logo CDMX sustentable
header_agua

Lo que tú puedes hacer


Para asumir nuestras responsabilidades en el tema del agua, lo primero, como en todos los asuntos públicos, es que te informes, participes, monitorees a las autoridades, a las empresas y a tus representantes, que estudies las medidas que se toman sobre el tema o bien propongas aquellas que pueden ayudarnos a cuidar nuestro recurso.

Además de eso, hay muchos cambios pequeños pero fundamentales que generarán una nueva cultura del agua en tu vida y te ayudarán a cuidar ese bien escaso y vital.

Cuidar el agua es ser personas civilizadas en el siglo XXI.

Estas son nuestras propuestas para ti:

En casa

en casa

  • Revisa periódicamente las llaves del agua y las tuberías, para evitar fugas.
  • Si ves manchas de humedad en paredes y techos, son señales de fugas, repáralas e identifica la causa.
  • Limpia pisos, paredes y vidrios con dos cubetas de agua, una para limpiar y otra para enjuagar. No abuses de los productos de limpieza.
  • Mantén limpios patios, azotea y registros de drenaje, para que el agua de lluvia corra libremente, así evitarás filtraciones a las estructuras de tu casa.
  • Instala dispositivos ahorradores: economizadores de regaderas, llaves de bajo consumo, mezcladoras, herrajes de escusados, aereadores, adimentos para tuberí­a, etc.
  • Cuando barras la calle, hazlo en seco, no utilices una manguera.

Regresar >>

En el baño

en el baño

  • Coloca una cubeta debajo de la regadera mientras te bañas y reutiliza el agua que colectes.
  • Cierra las llaves del agua mientras te enjabonas al bañarte o lavarte las manos.
  • Toma baños cortos.
  • No te rasures, ni cepilles los dientes en la regadera.
  • Si el agua caliente de tu regadera tarda mucho en salir, acerca el calentador de agua a la regadera o aísla térmicamente la tuberí­a. Ahorrarás agua y gas.
  • Entre la regadera y la tina prefiere la primera, pues consume la cuarta parte de agua.
  • Cierra bien todas las llaves.
  • Cambia el tanque del escusado de 16 litros por el de 6 litros de agua.
  • Verifica que el sapito de la caja del WC funcione adecuadamente. Si no cierra bien, puede desperdiciar hasta un tinaco de agua por día.
  • ¡No utilices la taza del baño como basurero! No desperdicies el agua para desechar colillas, pañuelos desechables, toallas femeninas, algodón, etc.
  • Utiliza un desodorante sólido o lí­quido para el escusado. Esto te ayudará a acumular algunas descargas de orina, eliminando malos olores, antes de dejar correr el agua.
  • Instala dispositivos ahorradores en la regadera y el escusado; son baratos y fáciles de colocar.

Regresar >>

En la cocina

en la cocina

  • Al lavar los trastes, evita que los residuos de comida se vayan por el drenaje.
  • Remoja los trastes una sola vez, si tienen grasa, usa agua caliente.
  • Enjabona los trastes con la llave cerrada y enjuágalos rápidamente bajo un chorro de agua moderado.
  • Cuando calientes agua, no llenes el recipiente, evita que se derrame o evapore.
  • Haz tus cubos de hielo en charolas flexibles a fin de removerlos sin ponerlos bajo el agua.
  • Usa poca agua para cocer verduras. El sabor y valor nutritivo se pierden junto con el agua.
  • No tires el agua que utilizaste para cocer los vegetales, prepara sopas con ella.
  • No uses jabón para lavar frutas y verduras, pues contaminas el agua y tus alimentos; lávalas con agua, cepíllalas, agrégales sal de grano por 20 minutos y enjuágalas.
  • Cuida que la llave del fregadero no gotee. Cambia los empaques si es necesario.
  • Instala un economizador de agua.
  • No vacíes el aceite sobrante de tus guisos por la coladera del fregadero.

Regresar >>

En la lavandería

en la lavandería

  • Si lavas la ropa en el lavadero, reutiliza el agua con la que enjuagaste para remojar la siguiente tanda de ropa sucia.
  • Utiliza la mínima cantidad de detergente y gasta menos agua al enjuagar.
  • Remoja la ropa en jabón para que sea más fácil quitar las manchas.
  • Utiliza jabón de pasta o detergente biodegradable (sin fosfatos). Con esto disminuye la contaminación del agua.
  • Si tienes lavadora, colecta el agua del lavado y enjuague en cubetas para destinarla a la limpieza de los pisos y al lavado de retretes.
  • Usa la lavadora de ropa sólo con cargas completas.

Regresar >>

En las plantas

en las plantas

  • Riega jardines y macetas por la noche o muy temprano para evitar la evaporación.
  • Reutiliza el agua de la regadera y del lavado de verdura para regar las plantas del jardí­n.
  • Prefiere plantas que requieran poca agua.
  • Aprovecha las plantas nativas, incluso las cactáceas, pues consumen menos agua.
  • Evita plantar árboles cerca de las descargas de drenaje, pues las raí­ces pueden provocar rupturas.
  • Reduce la evaporación del riego cubriendo el suelo del jardí­n con tierra de hojas.
  • Para que las raíces estén sanas y retengan la humedad, la altura óptima del pasto es de entre 5 y 8 cm.
  • Durante la sequía no desperdicies agua en el pasto amarillo: está inactivo y revivirá cuando haya lluvia.
  • En época de estiaje corta el pasto, pero no lo barras, esto evita la evaporación.
  • Aprovecha el agua de lluvia diseñando captaciones adecuadas. Esta es la mejor agua para las plantas.
  • Al regar con aspersores, ajústalos para no regar partes pavimentadas o que no lo neesiten.
  • Emplea mangueras con boquilla ajustable y si las dejas solas usa un sistema de control por tiempo.

Regresar >>

En el riego

en el riego

  • Impermeabiliza los canales de riego.
  • Calcula la cantidad de agua que requiere el cultivo para no darle de más.
  • Usa métodos de riego que requieran poca agua, como el goteo.
  • Riega por la noche.
  • Utiliza aguas residuales tratadas para cultivos destinados al alimento de ganado.
  • Instala equipos de medición de caudales para controlar las cantidades de agua apliadas a los cultivos.
  • Selecciona cultivos adecuados al entorno físico.

Regresar >>

Uso personal

uso personal

  • Al lavarte los dientes, utiliza sólo un vaso de agua.
  • Enjuaga y limpia tu navaja de afeitar en un recipiente, no con la llave abierta.







Regresar >>

Salud

salud

  • El agua ayuda a la digestión, elimina toxinas y regula la temperatura corporal. Toma 2 litros de agua al dí­a.








Regresar >>

Medio ambiente

medio ambiente

  • Rellena tus propios recipientes de agua. El agua embotellada incrementa la generación de residuos.
  • Coloca un buen filtro o purificador en tu casa y dile no al agua embotellada. El costo por m3 de agua que llega a tu casa es de $20.00, lo que equivale a aproximadamente 3 botellas de agua.

Regresar >>

Agua virtual

agua virtualAquí­ también puedes reducir tu uso de agua:

  • Reduce tu consumo de carne. Producir vegetales y semillas requiere una cantidad menor de agua.
  • Prefiere los alimentos locales y de temporada.
  • Produce tus propias verduras.
  • Produce menos residuos, lleva tus bolsas y rechaza todo tipo de empaques y embalajes. ¡Piensa en la cantidad de agua empleada en elaborar envoltorios que van directo a la basura!
  • No seas esclavo de la moda: compra ropa de buena calidad y atemporal que te dure mucho tiempo. Utiliza las mismas prendas durante varias temporadas.
  • Investiga tanto como puedas sobre el agua virtual y prefiere los productos y servicios que empleen menos agua o que duren más.
  • Descarga una buena aplicación virtual de agua que te ayude a tomar mejores decisiones.

Regresar >>

Toma nota

toma nota

  • Lava el automóvil sólo con una cubeta de agua.
  • Apoya los servicios públicos de lavado que utilizan agua tratada.
  • Recolecta el agua de lluvia para regar las plantas, limpiar la casa o el escusado.
  • No arrojes aceite, líquido de frenos o anticongelante al drenaje. Son sustancias altamente contaminantes.
  • No barras con la manguera de agua. Barre en seco con una escoba y un recogedor.
  • No juegues con el agua.
  • Desinfecta y limpia periódicamente los tinacos y las cisternas.
  • Toma conciencia de que el costo que pagas por el agua es inferior a su valor verdadero y que llegará el momento en que costará mucho más, por lo que conviene no desperdiciarla.
  • Cuando observes fugas de agua en la calle y deficiencias en el suministro, reporta al 5654-3210

Regresar >>

Reúso doméstico del agua

Las personas que vivimos en la Ciudad de México estamos muy acostumbrados a usar de manera desmedida el agua potable en nuestra vida cotidiana, sin que nos preocupemos por la cantidad, calidad o incluso el desabastecimiento; pues la mayoría de nosotros la tenemos al alcance con tan solo abrir la llave. Diariamente se ha incrementado el uso indiscriminado de este recurso, al punto de tomar duchas de hasta 30 minutos y no valorar el uso y relación que tenemos con este vital liquido; por lo tanto, hoy debemos ser más conscientes del uso y reúso que le damos. No podemos seguir pensando que el agua no se va a acabar, pues la disponibilidad cada vez es menor para todos, y debemos consumir con más responsabilidad.


Regresar >>



Tabla comparativa de consumo de agua

tabla uso doméstico



Regresar >>